Generación de estrés por sobrecarga de trabajo

El exceso de trabajo es una de las fuentes más comunes de estrés en el ámbito laboral. Esta situación se presenta cuando al empleado se le han asignado demasiadas tareas por realizar, o cuando el trabajo que se le encarga esta por encima de sus habilidades o conocimientos.

Sobrecarga de trabajo por exceso de actividades

Cuando existe una sobrecarga de trabajo, y el tiempo de entrega para cada una de las tareas que te han asignado es muy corto, lo más fácil para tu jefe es alargar tu jornada laboral para cumplir con el compromiso, y la mayoría de las veces esto no es suficiente, y por lo tanto, te tienes que llevar trabajo a tu casa para sacar adelante el exceso de tareas. Si tienes esposa e hijos, estos pasan a un segundo término, no tienes tiempo para dedicarlo a ellos, tampoco tienes tiempo para practicar alguna actividad física o recreativa, tu única prioridad es el trabajo. Pero no tan solo eso, también sacrificas horas de sueño, duermes poco y de mala calidad, la preocupación y estrés impiden que duermas de manera profunda. En caso de que esta situación perdure, con el paso del tiempo notarás que te irritas con facilidad, te sentirás cansado tanto física como mentalmente, tus niveles de estrés se elevarán y estarás propenso a desarrollar enfermedades tales como tensión nerviosa, apatía y depresión, lo que finalmente se refleja en una baja en tu rendimiento laboral.

Por ejemplo, en una empresa en donde trabaje, no estaban bien definidos los objetivos y tareas que tenía que desarrollar cada uno de los distintos departamentos, esto ocasionaba que hubiera duplicidad de funciones entre departamentos, pero no tan solo eso, había departamentos que estaban saturados de trabajo, mientras que otros tenían poca actividad. El personal de los departamentos con más trabajo, era muy común que alargaran su jornada laboral e incluso se llevaran trabajo a su casa, la queja común de estas personas era que siempre estaban cansadas y estresadas.

En 1994, la agencia de planificación Económica Japonesa del Instituto de Economía. Estimó que las muertes relativas por trabajar de más (karoshi), podrían significar aproximadamente el 5% de todas las muertes debidas a enfermedades cerebrovasculares y cardiovasculares.

Sobrecarga de trabajo por habilidades o conocimientos deficientes

En la actualidad, debido principalmente a la reducción de personal en las empresas, muchos empleados se tienen que convertir en polifuncionales, es decir, tienen que desempeñar tareas ajenas a la actividad principal para la que fueron contratados. Seguramente en la empresa donde trabajas, te ha ocurrido que cuando un puesto queda vacante, en vez de contratar a alguien para que cubra este puesto, las funciones del mismo son repartidas entre el personal de los otros puestos. Esto ocasiona una sobrecarga de trabajo en las personas a las que han sido asignadas las nuevas funciones, debido principalmente a la falta de habilidades o conocimientos que requieren sus nuevas tareas. Mientras la persona no desarrolle las habilidades o adquiera los conocimientos que le demandan sus nuevas funciones, estará sometida a fuertes presiones para poder sacar el trabajo a tiempo.

Pero también puede ocurrir que una persona sea promovida a un puesto para el que no cumple con las habilidades o conocimientos, lo que le va a provocar una gran impotencia e inseguridad. Esta situación se presenta a menudo cuando se premia a una persona otorgándole una promoción a un puesto superior. Por ejemplo, que una persona sea un excelente mecánico, no necesariamente implica que va a ser un buen jefe de taller, aunque el sueldo es mayor, las responsabilidades son diferentes, y obviamente se requieren mayores conocimientos.

¿ Qué hacer para aligerar la carga de trabajo ?

A continuación te propongo algunas sugerencias que te pueden ayudar a paliar la carga de trabajo que tienes:

  1. Establece junto con tu jefe una prioridad para cada una de las actividades que tienes que desarrollar. Esto es fundamental, ya que con esto evitarás estar realizando tareas que no urgen.
  2. Elimina actividades tales como chatear, jugar o navegar por internet para cosas que no están relacionadas con el trabajo. Deja de hablar tanto por teléfono, y dedica como máximo 10 minutos al día para contestar correo electrónico. Comprobado esta que sí mantienes un estricto control sobre estas herramientas, podrás duplicar tu productividad.
  3. Deja de levantarte a cada rato de tu lugar, cada vez que interrumpes tu actividad, tardas en promedio diez minutos para volver a retomar el hilo de las cosas que estabas haciendo.
  4. Si tus compañeros de trabajo requieren de información de tu parte, reúnete con ellos una vez al día para que les proporciones la información que necesitan, y aprovecha para comentarles que tienes mucho trabajo y que por lo tanto no quieres que te interrumpan.

Te recomiendo que analices tu situación de sobre carga de trabajo, seguramente que algunas de las sugerencias que te indico te pueden ayudar a paliar esta situación. Trata de aplicar hasta donde sea posible las recomendaciones te hago en este artículo.

Por favor escribe un comentario, me interesa saber si este artículo te fue de utilidad; si tienes alguna duda, házmelo saber, con todo gusto te la aclarare. Si te interesa que te avise cada vez que escriba un nuevo artículo, entonces te debes de suscribir al blog.

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Control y Prevención del Estrés. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s